1.- Para personas que quieren eliminar la raíz emocional y kármica  del problema para vivir un presente desde la libertad.

La Terapia Regresiva está dirigida a aquellas personas que deseen profundizar en su trabajo de desarrollo personal y autoconocimiento de sí mismos con la intención de sanar el inconsciente, los traumas que condicionan nuestra vida, para crear una nueva realidad desde la consciencia, la responsabilidad y  el amor incondicional.

2.- Para terapeutas que deseen ofrecer una terapia más profesional y profunda.

La Terapia Regresiva es aconsejable para terapeutas de terapias alternativas como Reiki, la reconexión, masajes, kinesolgía, flores de blach, etc, que quieran ofrecer una terapia más profesional que acelera el proceso de sanción, de consciencia  y de equilibrio. Cada terapeuta ofrece su nivel de conciencia a  su paciente. Si te conoces, conocerás el mundo de forma más objetiva. La terapia regresiva  trabaja no sólo el nivel energético como el Reiki o la Reconexión sino el nivel emocional, mental; es una terapia que profundiza en la raíz de los bloqueos a través de la consciencia.

autor